sábado, 20 de noviembre de 2010

Carretera


no vas solo


6 comentarios:

Capuchino de Silos dijo...

Muchas gracias por tu entrada.
Un saludo

Miriam dijo...

Una,de peque era medio miedosa y antes de irme a dormir en casa de los abuelos,en donde dormía sola, miraba debajo de la cama, en el armario y detras de la puerta buscando una bruja o un asesino escondido.
Ahora los miedos son otros.
Y los dolores.
Pero me sé siempre acmpañada. También en el dolor.
Y eso me permite seguir adelante. Y da un nuevo valor a la contradicciones
Gracias

Gran Visigoda dijo...

Y esa es nuestra alegría y nuestro gozo, que nunca estamos solos. Un abrazo!

Claudia dijo...

Nunca estamos solos, unicamente debemos recordar en los momentos más complejos esa realidad, que es por lo regular cuando la tendencia material intenta manifestarse un poco más y sustituir la verdad.

Saludos, gracias y hasta luego.

Felicitas dijo...

Vas con Jesús y Jesús va contigo.
Y la Virgen, por supuesto.

Theo dijo...

Gracias por comentar hermana Capuchino de Silos.

Hermana Miriam, a mí ahora que voy con Él a todos lados resulta que me da más miedo el meterlo en según que sitios, así que me mantengo con más facilidad alejado del peligro.

Hola hermana Gran Visigoda, es importante recordarlo, nuestra existencia es completamente distinta, con mucha paz interior.


hola hermana Claudia, en las tentaciones es el momento de acordarse de que no estamos solos.

Hola hermana Felicitas, creo que necesitaré un autobús, soy miembro de un cuerpo con muchos nombres propios.

Muchas gracias por comentar hermanos.